De ‘Harry Potter’ a ‘Mujercitas’: la evolución de Emma Watson

De 'Harry Potter' a 'Mujercitas': la evolución de Emma Watson

Dicen que el buen vino mejora con la edad y esta es una frase popular que bien podríamos atribuírsela a Emma Watson. La joven y talentosa actriz, ganadora del premio Britannia, sabe lo que es cambiar de registro, a pesar de haberse acostumbrado, durante muchos años, a encarnar al mismo personaje, en la saga de películas fantásticas de ‘Harry Potter’. Esta semana pasada, la inglesa cumplía 31 primaveras y repasamos su filmografía más destacada.

Existen muchos intérpretes a los que conocimos en su más tierna infancia, pero no todos consiguen reponerse a un crecimiento que, en muchas ocasiones, va en contra de los expresos deseos de las productoras cinematográficas y televisivas, propinando la falta de papeles para estos noveles actores e incluso su fulminante desaparición de los platós y de la vida pública.

Este no es el caso de Emma Watson, que, desde los 11 años, lleva haciéndose hueco en las pantallas, participando y, en ocasiones, protagonizando, diversos títulos, de la mano de desiguales directores, que la han catapultado al olimpo de la popularidad, cosechando preciados galardones y ganándose el cariño de los distintos estratos que constituyen la variopinta sociedad.

La saga de películas de 'Harry Potter'

De este modo, en 2001, y de la mano de Chris Columbus, Watson debutaba y se convertía, por primera vez, en Hermione Granger, una perspicaz bruja que, junto a Rupert Grint y Daniel Radcliffe, protagonizaba ‘Harry Potter y la Piedra Filosofal’, adaptación de la novela fantástica homónima de la escritora británica, J.K. Rowling.

Este papel se repetiría durante siete ocasiones más, a lo largo de los años, suponiendo para la actriz, como para el resto del reparto, un éxito rotundo, tanto a nivel profesional, como económico, generando grandes sumas de taquilla por todo el mundo.

Nuevos proyectos y el adiós a Hermione Granger

2011 fue un periodo de cambios para la artista y, tras diez años dando vida al mismo rol de hechicera adolescente, lo abandona, comenzando a formar parte de proyectos más serios y considerados por la crítica. Así, su currículum comienza a ampliarse, favorablemente, con títulos como ‘Mi semana con Marilyn’, de Simon Curtis, donde interpreta a una joven ayudante que trabaja en el plató donde se rueda ‘El príncipe y la corista’, con Marilyn Monroe y Laurence Olivier.

Al año siguiente, protagoniza la icónica ‘Las ventajas de ser un marginado’, de Stephen Chbosky, donde da vida a Sam Button, una particular estudiante que roba el corazón a Charlie Kelmeckis, un adolescente con ciertos problemas para relacionarse con los demás.

Tras varios secundarios en ‘The Bling Ring’, dirigida por, la oscarizada, Sofia Coppola, y ‘Noé’, de Darren Aronofsky, le llega su gran oportunidad gracias a Alejandro Amenábar en ‘Regresión’, una película que, según su propio director, habla sobre la esencia del propio miedo, acercándola al público castellano, al ser considerado Amenábar uno de los grandes realizadores de cine españoles, con mayor transcendencia y aceptación social.

Títulos finales

En los últimos años, Emma Watson ha participado en proyectos como ‘La Bella y la Bestia’, donde se pone en los huesos de Bella, el inmortal y simbólico dibujo animado de Disney, además de participar en la nueva versión de ‘Mujercitas’, dirigida por Greta Gerwig y receptora de seis nominaciones a los Premios de la Academia, incluyendo Mejor Película, Actriz, Actriz de Reparto y Guion Adaptado.

Con 31 años, apenas, recién cumplidos, la actriz puede estar segura de tener un fuerte abanico de títulos a sus espaldas, así como lazos profesionales con potentes directores del sector, haciendo de Emma Watson un talento a medio explotar, augurando un próspero futuro, dentro de la industria, y muchos, reconocidos, futuros éxitos laborales.

Comparte en:

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email